Categoría: delibración

¿Qué es lo justo? ¿Qué es lo injusto?

Una tarea central de la acción política es reflexionar para poder tomar decisiones que, una vez puestas en práctica, contribuyan a generar una sociedad más justa, en la que se reconozcan y respeten los derechos fundamentales de las personas y se logre un adecuado reparto de la riqueza generada que permita a todas las personas disfrutar de unas condiciones de vida en las que esté satisfechas todas sus necesidades básicas y tengan posibiliades reales de satisfacer las necesidades que acompañan al proyecto personal de vida que cada persona quiera desarrollar a lo largo de su vida.

Una condición necesaria para poder llevar a cabo lo anterior es lograr que las personas individuales desarrollen la capacidad de deliberar junto con las personas que les rodean acerca de cuáles son los problemas fundamentales que plantea afrontar el reto de construir una sociedad justa, buscando la soluciones más adecuadas. Esta es precisamente una de las tareas fundamentale de la educación, la que se recibe en la propia familia y en la sociedad en general, pero de manera especial la que se recibe en el sistema educativo.

El alumnado, desde la enseñanza primaria, puede recibir una educación que promueva esas capacidades. Hay bastantes experiencias que muestran que esa tarea educativa es posible, y una de ellas es la que nos muestran estudiantes de 5º de primaria del Colegio Europeo de las Rozas, acompañados por su profesora de filosofía, Elena Morilla, deliberando sobre lo que es justo y lo que es injusto. La reflexión filosófica que han practicado desde 1º de primaria les ha permitido ir consolidando esas competencias. Tendremos ocasión de verles el día 14 de mayo, a las 17:30 en el Salón de Grados de la Facultad de Formación de profesorado y Educación.

El pluralismo como ventaja o inconveniente

Jose Angel Medina

Profesor Psicología Social, del Trabajo y Diferencial UCM. Miembro de Tangente

Las dificultades inherentes a organizaciones o sociedades tienen su raíz en la diversidad de opiniones, pensamientos y formas de comunicarse. A menudo el pluralismo y la diversidad son un inconveniente que afecta a la democracia o a la capacidad de ejecución de objetivos.

Los procedimientos asamblearios y colectivos en los que un conjunto de personas pretende dilucidar cuál es la opción para cumplir sus objetivos, con vocación democrática y participativa y, a menudo, con intenciones orientadas al cambio social, son un espacio y un tiempo donde la diversidad y las dificultades para su encaje en una propuesta conjunta toman un  protagonismo especial.

Estas dificultades, lejos de ser un problema asociado al tipo específico de agrupación y a las personas concretas que la forman, es consustancial a estas agrupaciones. Y, si no se reflexiona y actúa en consecuencia, mostrarán todo su poder incapacitante para avanzar lo que suele dar al traste con los objetivos genéricos de esos colectivos.

Los procesos colectivos tienen algunas características objetivas, (tamaño, dificultad de las metas, sistemas de comunicación dispares, o cultura contraria) que hacen ya nacer esas dificultades. Entre ellas destaca la diferencia como una lógica de articulación compleja y, a menudo, desconocida. Es por eso que una parte importante de la socialización y el aprendizaje de la interacción colectiva se asiente sobre la persuasión, la argumentación y demás técnicas que conllevan el intento de convencer y, por tanto, de hacer desaparecer la diversidad para convertirse en uniformidad.

Las propias ideas que las personas tenemos sobre la construcción colectiva y los procesos de carácter asambleario también pueden influir. Estas asambleas no suelen tener una identidad clara, representan de forma genuina la participación democrática (sean como sean y actúen como actúen), suelen tener una tensión entre la autenticidad del concepto y las posibilidades reales y “sufren” por la dialéctica entre los resultados hacia dentro y hacia fuera.

La participación y la acción colectiva están limitadas en cuanto a tareas y fines, adolecen de una gran cantidad de mitos políticos, en muchas ocasiones desprecian las diferencias de género, sufren la incompetencia colectiva derivada del sistema educativo, tienen problemas para articular la identidad individual y la colectiva y son conductas muy vulnerables. Además están siendo desarrolladas en una cultura entregada a la posmodernidad, en la era del (des)conocimiento, en un ambiento de desigualdad grande y de igual indiferencia.

Conocer los principios que rigen (o pueden regir) la construcción colectiva y los procedimientos asamblearios puede ayudar a construirlos de manera que a pesar de todo esto, se conviertan en herramientas útiles para construir discurso, territorio, acción política y bienestar.

Estos principios son de carácter prescriptivo algunos, y otros de carácter  activo. Han de tener en cuenta que cada acción colectiva tiene una vertiente política (en el más amplio sentido de la palabra) y una vertiente dinámica.

Los objetivos de esta sesión son tres. Por un lado cualificar y conocer cuáles son las dificultades que pueden afectar negativamente a los procesos de construcción colectiva. En segundo lugar conocer los principios colectivos de la acción discursiva y las funciones que se han de cumplir en sus dos vertientes. Y en tercer lugar someter todo esa información al debate.

Bibliografía

Cembranos, F, y Medina, J.A. (2003). Grupos inteligentes: teoría y práctica del trabajo en equipo. Madrid: Editorial Popular.

Klandermans, B. (1994). La construcción social de la protesta y los campos pluriorganizativos.  En E. Laraña y J. Gusfield (Eds.) Los nuevos movimientos sociales: de la ideología a la identidad (pp. 183-220). Madrid: CIS.

Medina, J. A. (2017) El papel de las asambleas en los nuevos movimientos sociales. Democracia, participación, cambio social y necesidades humanas. Madrid, UCM

Sabucedo, J. M. (1988). Participación política. J. Seoane & A. Rodríguez. Psicología política, 165-194.

Tarrés, M.L. (1992) Perspectivas analíticas en la Sociología de la acción colectiva. Estudios Sociológicos, 10, 735-757.

Tarrow, S. (1998). Power in movement. Cambridge: Cambridge University Press.

Si desea citar esta página

Medina, José Ángel (2018).  El pluralismo como ventaja o inconveniente. En Niaia, consultado el 29/10/2018 en https://www.niaia.es/el-pluralismo-como-ventaja-o-inconveniente/

 

La sesión del Seminario se celebra el martes 04/12/2018 en la sala de Juntas de la Facultad de Formación de Profesorado y Educación. Será retransmitida en directo a través de https://uam.adobeconnect.com/profesorado  La grabación de la conferencia es accesible en este enlace

 

 

¿A quién pertenece la ciencia?

Jorge Alegre-Cebollada Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), Madrid @AlegreCebollada, jalegre@cnic.es …

El futuro del trabajo, el trabajo del futuro

Javier González Vela Licenciado en Ciencias Físicas por la UAM No es difícil en los tiempos que corren encontrar multitud …

¿Qué es lo justo? ¿Qué es lo injusto?

Una tarea central de la acción política es reflexionar para poder tomar decisiones que, una vez puestas en práctica, contribuyan …